Convivium Araba-Álava

Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia

Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en AraiaUn año más esta localidad alavesa de Araia liderada por el Ayuntamiento de Aspárrena ha mostrado su interés y su preocupación por valorizar y dar a conocer los productos locales de calidad; el 2 de julio de 2011, centramos la jornada en el txakolí de Álava, un producto actualmente conocido por todos pero al que no debemos dejar de la mano en este momento de expansión y de delicado mercado; acompañando a este caldo alavés presentamos diversas carnes de razas autóctonas de Euskadi como la getizu, la terreña o la pirenaica resaltando el esfuerzo, el trabajo y la ilusión que nuestros ganaderos e instituciones vienen poniendo para garantizar la supervivencia de estas razas en peligro de extinción.

La demostración como colofón a otras actividades organizadas, como pelota vasca, actuaciones musicales, etc. tuvo el esperado éxito que año tras año reúne en el llamado barrio de abajo a centenares de vecinos de esta localidad. Una entidad local que está dedicando notables esfuerzos en la educación alimentaria; recientemente han inaugurado huertos escolares en la su clara apuesta hacia la alimentación sostenible y protección de nuestros pequeños intelectuales de la Tierra, por lo que seguirán contando con nuestro apoyo siempre que lo estimen oportuno.

Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia

Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas 6y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia
Laboratorio del gusto de carnes autóctonas y txakolí de Álava en Araia

 


Versión para imprimir Versión para imprimir

Deja un comentario